Si pudiéramos supervisar la calidad de la Obra Pública en San Miguel de Allende, de forma ciudadana, no por ser elegidos en un comité a modo o en una reunión informal “entre amigos” o por medio de la inexistente “transparencia”, cualquier ciudadano con los mínimos conocimientos la reprobaría.

No solo es el costo que siempre resulta “abultado”, es también la pésima calidad de los materiales, el pésimo trabajo de acabado, el tiempo entre que inician y terminan, la falta de programación de la obra (el avance), el diseño que presentan y el que terminan entregando, la nula supervisión por la dirección correspondiente, la falta de inclusión para personas adultas o con alguna limitación (esa que está en todos los discursos pero brilla por su ausencia), la obra que se hace para beneficio de alguien (de los fraccionadores, de amigos y de familiares) y tantos detalles más que surgen cuando uno analiza los trabajos ejecutados.

Así iba a quedar
Así dijeron iba a quedar
Así quedo...
Así … tampoco quedo.

El caso emblemático del Puente Deprimente, que ya se inauguró por el Gobernador; hasta en su informe lo festejo. Pero que aún no se entrega (según la propia autoridad) porque esta inconcluso, le faltan detalles dicen, ¿usted entiende por qué entonces se inaugura y se hace un show de la puesta en operación y una comilona de festejo?

O el caso de la Semaforización, esa que se está pagando desde hace más de 1 año pero que sigue sin funcionar en su totalidad y que su contrato termina este 2021. Con cámaras de las que siempre dice el presidente “de última generación” pero que algunas apuntan al cielo, compruébelo usted mismo, buscan tal vez los drones que compro seguridad pública y que solo nos los presumieron un par de ocasiones. Y es que la verdad deberían tener “mama” quienes realizan estas licitaciones o tienen estas ocurrencias, no es solo el gasto inútil y que termina como basura, es que ni siquiera funciona lo que se compra, ya no se diga lo que se construye, como el caso del catálogo de arcos que mandaron hacer con el absurdo nombre de la ARCADA, queriendo sentirse en España y su Puerta de Alcalá.

¿Dónde esta la integración o contexto urbano? ¿Aprecia qué no son iguales los arcos?

Pero regresemos a los semáforos, esos que en el tramo de Puente Bicentenario a Ventanas nomás no avanzan, pero si dejaron en pésimo estado los retornos que están justo donde funcionaran esos postes de señalética y que han ocasionado más de un accidente o daños a vehículos.

Otro botón de muestra, la Avenida Independencia, esa que también ya abrieron a la circulación, que ya entregaron según su show mediático rumbo a las elecciones. Pues resulta que esa avenida, le colocaron un acabado de cemento estampado en las banquetas, totalmente liso, es decir peligrosísimo para caminar sobre todo en tiempo de lluvia, la banqueta parece que andaban briagos los maistros, porque parece subibaja, y de la accesibilidad que ya hablamos nomas ni sus luces, consideraron que las personas de tercera edad no iba a caminar en lugar.

Tal vez piensan que ya no regresaremos a la normalidad de caminar por las calles, obstáculos a más no poder, con decirle que van a tener que hacer 3 veces los escalones de la Escuela Primaria Independencia.

Los ingenieros pensando como resolver este dilema…

Primero hicieron los escalones pero se les olvido la “accesibilidad” para sillas de ruedas, segundo pusieron una rampa pero se les olvido que hay normas para su construcción y tercero de plano quitaron todo y ahora los ingenieros se han de estar quebrando el coco para resolver algo tan complicado 😉 .

No es crítica al ciudadano presidente, es la triste realidad de su obra pública. LA OBRA que tanto nos presume así esta de pésima y cara a más no poder.     

Total Page Visits: 1375 - Today Page Visits: 3
2 comentarios en «Obra Pública … el gran negocio.»
  1. Es una crítica al gobierno pésimo, ineficaz, plagado de familiares corruptos e inútiles, así como de amigos y obtención de millones de pesos mediante permisos de obra, empresas de conocidos que se prestan a inflar costos y a facturar más de lo estipulado. Pero el problema es que nadie ha puesto la denuncia, demanda o lo que proceda ante la autoridad competente. Mientras se siga manejando de esta manera, sólo comentarios en redes sociales, periódicos, medios de comunicación, estas personas seguirán robando lo que puedan.

    1. Desgraciadamente mientras tengamos organismos a modo en el hambito estatal y municipal poco se puede avanzar o casi nada, hasta que no pongamos fuera al cartel azul que en casi 30 años han depredado el estado más que los gobiernos tricolores en los 70 años que estuvieron en el poder. Cualquier corriente política es la misma mierda en todo el país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *